l

Judicial / NOVIEMBRE 02 DE 2021 / 2 años antes

El suplicio de una madre por la muerte de su hijo

Autor : David Salazar

El suplicio de una madre por la muerte de su hijo

Juan Camilo Rey Mendoza, de 20 años, estaba desaparecido en el municipio de Córdoba desde el 17 de octubre del 2021.

María Johana Rey Mendoza pide justicia por el homicidio de su hijo y por el mal procedimiento de la Sijín, que dejó parte del cuerpo en la escena del crimen.

Como un calvario, así califica María Johana Rey Mendoza el momento que está viviendo por el homicidio de su hijo Juan Camilo Rey Mendoza, de 20 años.

Sin embargo, el suplicio de la dama también se debe a que el cuerpo sin vida de su hijo fue abandonado a la suerte de los animales carroñeros de la zona boscosa de la vereda La Frontera, de Córdoba.

Campesinos encontraron los restos óseos de quien sería en vida el desaparecido desde el 17 de octubre pasado el pasado viernes a las 11 a. m.

La inspección técnica al cadáver fue hecha por la Seccional de Investigación Criminal, Sijín, de la Policía Quindío, que en un laboratorio móvil criminalístico y tras varias horas de estar en ese municipio a la espera de saber a dónde debía llevar el cadáver lo trasladó a la morgue en Calarcá.

El sábado, la dama fue hasta la sede en Armenia del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses para entrevistarse con los funcionarios y asegurar que por la ropa que tenía puesta los restos óseos, era su hijo.

“A mí me dijeron que no podían determinar que era Juan Camilo hasta que no se dieran los resultados de los estudios en las huellas, dientes y ADN de él, que serían comparados con los míos”, relató Rey Mendoza.

La mujer aseguró que, por el estado de descomposición, los restos óseos debieron ser sepultados rápidamente y que, por medio de la alcaldía de Córdoba, el cuerpo sin vida pudo ser sepultado en ese municipio el mismo sábado a las 5 p. m.

Recomendado: Indemnizarán campesino que perdió una mano en paro cafetero

“Nosotros no pudimos velarlo porque el cadáver fue entregado como Cuerpo No Identificado, CNI, y la funeraria no podía generar las honras fúnebres, entonces llegamos al cementerio del pueblo y el sepulturero no estaba, entonces a mi esposo le tocó sepultarlo en el camposanto”, aseguró la dama.

El pasado domingo María Johana junto a sus otros familiares fue hasta donde fue encontrado el cuerpo sin vida.

“Yo tenía que ir al sitio donde mataron a mi hijo y a pocos metros de donde hicieron el levantamiento, en la quebrada La Frontera, encontré el resto del brazo con su omoplato y la parte de debajo de los dientes y de inmediato avisé a la Policía”, dijo Rey Mendoza.

Al lugar de los acontecimientos arribó de nuevo la Seccional de Investigación Criminal, Sijín, para hacer un nuevo levantamiento y ante las preguntas de la mujer, los policías no entregaron respuestas satisfactorias sobre por qué no habían realizado la inspección técnica de todo el cadáver que ella argumentó que pertenecía a su hijo.

“Él se había hecho un tatuaje de su nombre y una cruz en ese brazo y, a pesar de tener la piel recogida, le dije a los peritos que la estiraran y efectivamente se vio el ‘Juan Camilo Rey’ pintado en su extremidad y ellos me dijeron entonces que de pronto sería otro cuerpo, que no había claridad de que esa parte perteneciera a los restos óseos encontrados el viernes, pero yo les dije que sí porque todas las partes no estaban ni a 5 metros de distancia”, explicó la mujer.

María Johana añadió a su versión que —según lo que le han dicho— deben exhumar de nuevo los restos óseos que fueron sepultados el sábado para cotejarlos con este nuevo brazo y así saber si pertenece a un solo cuerpo o no.

“Hoy martes estaré en la Defensoría del Pueblo pidiendo ayuda para que con un abogado aclaren por qué mi hijo fue tratado como un perro”, indicó la ciudadana.

¿Amenazas?

Sobre si sabía de amenazas o de pruebas que las autoridades le hayan dado a conocer sobre el caso de su hijo, respondió que no podía decir nada para no entorpecer la investigación, nunca supo de intimidaciones, pero sí admitió que Juan Camilo era consumidor de estupefacientes.

“Mi hijo andaba con otros 4 muchachos a los que les pregunté qué había pasado y ellos me respondieron que no sabían nada”, finalizó Rey Mendoza.

El Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses todavía no ha aclarado si los restos óseos encontrados el viernes y el domingo pertenezcan a una sola persona y si esta es Juan Camilo Rey Mendoza.

La Sijín hizo bien su procedimiento: coronel 

“El brazo y los dientes se encontraron en otro lado de donde se hizo la inspección de los restos óseos”, así el comandante de la Policía Quindío, el coronel Jorge Mauro Córdoba Valencia defendió la labor de sus peritos.

“Pensamos que el hallazgo del domingo fue a 50 o 70 metros aproximadamente de donde se encontraron los restos óseos del viernes”, manifestó el alto mando oficial.

Y agregó: “Los agentes de la Sijín lo que hacen es acordonar 15 metros alrededor del lugar de los acontecimientos y como quedó en un solo sitio y como quedó la posición del cuerpo se determina que solo estaba allí”.

El uniformado manifestó que la mujer en su búsqueda de su hijo encontró otras partes humanas, pero no en el sitio donde se hizo la diligencia sino en otra parte más alejada.

“Puedo asegurar que la Sijín realizó bien el procedimiento. Nosotros tenemos un protocolo y hay que buscar evidencias en el punto”, dijo el coronel.

Explicó que por cómo son encontrados los restos óseos, las inspecciones técnicas a las escenas de los crímenes son distintas.

“Por ejemplo, si hay un homicidio con un arma de fuego y nos dicen que el delincuente disparó varios metros atrás, el acordonamiento del levantamiento se amplía para recopilar material probatorio como vainillas, casquillos o cualquier otro elemento que nos permita esclarecer el caso; ahora bien, en este suceso, la ubicación geográfica de los restos óseos es en un solo punto y alrededor no había otros indicios que permitirán establecer una investigación más amplia de la zona”, aseveró el uniformado.

Sobre la naturaleza de la muerte violenta, Córdoba Valencia respondió que solo será el Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses, el que determine las causas del deceso de esta persona y su identidad.
 


Temas Relacionados: Cordoba Noticias judiciales Quindio

COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

Comentarios Bloqueados solo suscriptores

  • Suscríbase a nuestra página web y disfrute un año de todos nuestros contenidos virtuales.

Acceda sin restricciones a todos nuestros contenidos digitales


copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net