l
Opinión / ABRIL 14 DE 2024

El reto de vivir en pareja

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

Hemos hablado en otros escritos de la importancia de aclarar unos pactos y acuerdos en las relaciones de pareja que permitan entender la necesidad del otro y ajustarlas a las necesidades propias para lograr ser felices y convivir desde el amor. 

Hay que reforzar nuevamente este proceso ya que es algo que fácilmente se olvida y asumimos que el otro está tranquilo simplemente por el silencio o porque no hay una queja puntual, cuando lo hacemos estamos dañando la relación simplemente por una omisión. Omitir es igual a evitar y evitar hace que nuestra ansiedad aumente y que hayan creencias irracionales que afecten nuestra mente hasta el punto de sentir que no somos importantes para el otro o que el otro no se da cuenta de nuestras emociones ni necesidades.

 Es mejor afrontar y nunca asumir algo sin realmente estar seguros de lo que siente el otro, esto es un signo de responsabilidad emocional y afectiva, cuando afrontamos la situación no lo hacemos desde la queja, lo hacemos desde la estrategia de mejoramiento, desde la comprensión y desde entender que el otro es diferente a mi y necesita cosas válidas así para nosotros no lo sea.

 El afrontamiento nos lleva sin duda a crear acuerdos y relaciones únicas que no se basan en parámetros sociales o culturales, sino que determinan la emoción y madurez afectiva de la pareja. Cuando hago un acuerdo lo debo hablar con mi pareja y debo asumirlo desde la oportunidad no desde el sufrimiento ya que no estamos en una relación para sufrir ni sentirnos mal y mucho menos para dejar nuestro amor propio a un lado.

 Ser pareja comprende sin duda un reto único que inicia desde la comprensión de nuestro amor propio, si nos amamos y entendemos, seguramente podemos amar y entender la necesidad del otro y saber hasta dónde podemos llegar en el acuerdo y la flexibilidad que demos a ese proceso.

 Cuando crecemos en acuerdos sin duda tenemos una relación más madura y sólida pero se requiere volver a hablarlo y tener siempre en cuenta lo que el otro siente en cada situación.

 Los puntos importantes a tener en cuenta a la hora de hacer acuerdos son: la sexualidad, el trabajo, la economía, las aficiones y gustos, las familias de ambos, los hijos y reglas, las fechas especiales, los espacios individuales y compartidos.

 Muchos de estos puntos se nos olvidan y terminamos dañando nuestra emoción y por ende nuestra relación. Sentémonos con nuestra pareja y reflexionemos sobre cada uno de ellos, podemos escribirlos ya que así no se nos olvidan y podemos acordarnos más fácil. Podemos compartirlos con el otro sin miedo y sin evitación, esto permitirá que la relación vaya a otro nivel y logre ser mucho más equilibrada y madura.
 


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by:Rhiss.net