Opinión / SEPTIEMBRE 27 DE 2009

La auténtica riqueza

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

De muchos conferencistas motivadores escuchamos que “todo en la vida sucede para nuestro propio bien”, frase en muchas ocasiones difícil de comprender y de aceptar cuando se trata de enfrentar ciertas situaciones que para nada son de nuestro agrado y que nos ocasionan cualquier cantidad de disgustos y contrariedades. Es lógico que a todos nos gusta ganar, alcanzar los logros que nos proponemos en la vida, tener éxito, prestigio, ser reconocidos, ser valorados, poder disfrutar de las comodidades, los lujos, los avances, la tecnología mas avanzada que nos ofrezca el mercado.

Lo contrario a todo ello, de acuerdo con la idea que el mundo nos ha fijado, es sinónimo de fracaso, de frustración, de mentalidad perdedora. Sin embargo, desde varias semanas atrás, Jesús nos esta ofreciendo una visión totalmente opuesta a la anterior, al modificar el orden de prioridades para la vida de una persona que piensa en su verdadera trascendencia, antes que en su cosecha para el rato. Por algo el mismo Maestro en mas de una ocasión aseguró a quienes lo seguían  que sería signo de contradicciones, que no vino a traer la paz, sino la guerra, que El sería causa de divisiones, entre otra cantidad de planteamientos que en su tiempo y aun hoy aterran y confunde a mas de uno.  Es obvio que a la visión del mundo, solo a quien tenga, se le rinden los honores y los reconocimientos frente a quien solo puede mostrarse como un ser humano del común o del montón.

Estos mensajes de tanta profundidad como los que hemos venido recibiendo, deberían servirnos a todos quienes en algún momento nos preguntamos o nos angustiamos por tantas falencias de las cuales adolecemos en el campo personal, laboral, profesional, social, intelectual, familiar, patrimonial, frente a quienes pregonan o cuantifican el éxito única y exclusivamente a partir de indicadores de gestión en hojas de vida, en cuentas bancarias, en escrituras públicas, en registros de cámaras de comercio, en títulos profesionales, en clubes sociales, en páginas de revistas del jet set, en tarjetas o títulos de propiedad, o en tantas circunstancias banales.

La pregunta frente a cualquiera de ellas, es la que en contraprestación el Creador nos esta colocando al frente como oportunidad de acercamiento a El, evitando cualquier tipo de riesgo de perdición en que nos podría estar colocando justo eso que tanto anhelamos. Eso de llegar al extremo de decirnos que mas nos vale entrar a su gloria cojos, mancos, ciegos o con alguna mutilación, e incluso sin éxito, poder, dinero, fama o prestigio que solo queda para la historia humana,  a ser lanzados completos, con todo ese historial, al  fuego eterno, nos tiene que poner a pensar en esa realidad, no para consolarnos por supuesto como tontos por nuestros posibles fracasos, sino en la lección positiva que de todas esas experiencias hemos logrado extractar en procura de nuestra madurez espiritual, de revaluar nuestra concepción de la vida, en la maduración de nuestros congéneres y de nosotros mismos como seres humanos, hijos de un mismo Padre, iguales en dignidad, en respeto, en valoración.

No es fácil para nosotros adaptarnos a un esquema como el descrito, al alcance de una fe sólida y firme, dentro de la cual solo debe angustiarnos el fracaso de la amistad con Jesús que conlleva soledad, tristeza, melancolía,  y frente al cual El siempre nos esta esperando para acogernos con el mismo afecto, independiente de lo que hayamos hecho o del tiempo que hayamos estado alejados de su compañía. Recordemos que estos mensajes son de vida práctica y diaria, no de simple sermón, como alguno pensaría.

[email protected]


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by:Rhiss.net