l
Opinión / ABRIL 14 DE 2024

Nueva movilización por la democracia

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

Para el próximo domingo 21 de abril se está convocando nueva marcha en defensa de la democracia que, aunque con imperfecciones, en particular la corrupción y otras tantas igualmente graves, ha constituido pilar fundamental para el buen funcionamiento del País.

De hecho todo lo que viene sucediendo frente a las amenazas que se ciernen sobre ella, son precisamente y de forma paradójica, la resultante de ello y en buena forma de todo lo que ha sucedido en el pasado con quienes han liderado nuestros destinos desde el gobierno y contra lo cual quisieron pronunciarse muchas personas que, desde las bases populares buscaban un cambio en la forma de hacer política, con más honestidad, transparencia y de beneficio social para todos. Es la razón fundamental y también lo sucedido con la elección del actual presidente y de su grupo político producto de la democracia que nos rige y que tanto ellos critican manifestando que nunca en Colombia ha existido. Tal esperanza se ha venido desvaneciendo, pues con el correr de los días, van saliendo a la luz pública nuevas evidencias de incumplimiento a las promesas de campaña del elegido, muchas de ellas firmadas en piedra de mármol, aparte de las violaciones e intenciones de violar la constitución que juró cumplir en su posesión. No es entontes la institucionalidad a la que el gobernante de turno ha pretendido culpar por manifestarse en contra de las imposiciones que quiere hacer a su capricho, así violen la normatividad existente. Precisamente para eso están establecidas y constituyen pilar fundamental de nuestro sistema democrático.

De allí, la creciente oleada de población que acude y seguro acudirá el próximo domingo 21 de abril a la nueva manifestación convocada por quienes luchamos porque se corrija el preocupante rumbo que viene tomando nuestra nación y que de seguir puede conducir a su destrucción y caos similar al que hoy padecen varios países de nuestro continente.

Claramente cada que se registran este tipo de movilizaciones en nuestro País, reiteramos la esperanza que por fin se encamine hacia la transformación social y económica que desde tanto tiempo atrás le urge, con mayor equidad, con mejores oportunidades para todos, con mayor justicia social, calidad de vida y sobre todo conducido con transparencia y eficiencia, lo que hasta ahora con este gobierno tampoco se ha logrado y por el contrario tiende a empeorar.  Esperamos que esos personajes siniestros que tanto daño vienen provocando, tergiversando el sentido original que ofrecieron y quienes ingenuamente creyeron en sus promesas de cambio que esperaban, sean relevadas por personas honestas integras. Esto no debe ser en vano y esperamos que todos quienes piensan igual para salvar nuestra democracia acudan a la movilización del domingo próximo para demostrar el verdadero deseo del cambio que tanto requerimos, pero sin engaños y sin riesgos de una dictadura si no actuamos pronto y con decisión, bajo el orden que siempre nos ha caracterizado a las gentes de bien. Que Dios bendiga y proteja a Colombia.


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by:Rhiss.net