l
Opinión / JULIO 16 DE 2023

Ojo con Mercadopago

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

Mal final para nuestro amigo del caso relatado hace ocho días en este espacio, sobre el fraude del cual fue víctima al pretender renovar el Soat de su vehículo, mediante transferencia electrónica a la plataforma Mercadopago Colombia S.A. por PSE (pago seguro en línea), no tan seguro, de su cuenta Bancolombia. 

El equipo de “seguridad” de la plataforma, simplemente se limitó a notificarle que analizó la operación correspondiente para “supuestamente identificar indicios de fraude y tomar acciones sobre esta cuenta” y, según ellos, realizaron todas las validaciones, pero no lograron anular la operación, “ya que el monto no se encuentra disponible en la cuenta destino”, lo cual ratifica la sensación que no es una plataforma confiable, pues si el dinero entró a la cuenta de Mercadopago Colombia SA como lo certificó Bancolombia y tácitamente lo reconocen ya que fue adonde el cliente lo envió, ¿cómo es posible que allí no aparezca, ni identifiquen a quien lo recibió? En esta excusa para nada convincente, tal como lo manifiesta el amigo, se escuda Mercadopago, para no responder, reconociendo que efectivamente el dinero les ingresó, ya que “intentaron recuperarlo, pero no fue posible”. Clara evidencia que Mercadopago no es para nada segura y que así lo debemos saber todos los que acostumbramos a utilizar el servicio de transferencias electrónicas, pues no se hacen responsables del dinero que se cancele por su intermedio, como ha quedado expuesto en este caso específico. Al menos deberán manifestar a las autoridades que investigan estos fraudes electrónicos, quien o quienes finalmente lo cobraron para que logren llegar a ellos y puedan ser judicializados. 

Al respecto, no sobra recordar algunos tics recomendados por Fasecolda como estas: Desconfiar de ofertas con descuentos altos, para el caso del Soat. Válido también para tantos productos o servicios con diferencias extremas en relación con los precios del mercado. No compartir documentos o datos personales a través de redes sociales o servicios de mensajería instantánea. No adquirirlos cuando soliciten consignar a cuenta de personas naturales. Preferible buscar pago contra entrega o abstenerse de hacer el pedido respectivo. Acudir a la plataforma oficial del vendedor del producto o intermediarios acreditados e idóneos, para blindarse de piratería industrial o comercial que abunda en las redes. En el caso de los seguros la entidad gremial recomienda para mayor seguridad realizar las verificaciones a través del sistema único de consulta de intermediarios de seguros. Desconfiar cuando se reciban ofertas de particulares con información que aparentemente solo el usuario o la entidad oficial diferente al remitente, conoce. 

En este domingo, vale recordar y aplicar a nuestra vida, las palabras que el Maestro Jesús con tanta sabiduría nos transmite en su Liturgia diaria y hoy en particular con la parábola del sembrador, esperando que la semilla referida con estas experiencias humanas y sus enseñanzas divinas, caigan en tierra buena, las comprendamos, asimilemos y produzcan en nosotros el fruto que todos esperamos para evitar ser víctimas del engaño, la cizaña, la maldad del demonio, de tanto delincuente y ciberdelincuentes que abundan en el mundo. 
 


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by:Rhiss.net