Sabado, 28 Mar,2020
Historietas del más acá / FEB 16 2020 / 1 month before

Érase una vez en Armenia

Entre las historias que rodean a los teatros de Armenia, hay varias que parecen verdaderas leyendas urbanas. Cuenta el investigador y docente Jorge Hernando Delgado Cáceres, autor del libro Imágenes y cinemas del Quindío, que el Teatro municipal, localizado en la carrera 13 con calle 21, además de ser, durante las primeras décadas del Siglo XX, el recinto de la vida artística y cultural de Armenia fue el escenario donde se materializó la locura de un hombre celoso. “En una obra de teatro donde un actor tenía que matar al otro con una pistola de fogueo, terminó haciéndolo con una de verdad. En pleno escenario, al frente de los espectadores. Al parecer tenía un ataque de celos”, recuerda el docente, como si fuera el fragmento de una película, un largometraje de esos que llegaron a maravillar a varias generaciones de quindianos.
 

Entrevista a Jorge Hernando Delgado (Ver en otra pestaña)


Y es que el Teatro Municipal fue el predecesor del Bolívar, una de las primeras salas de cine de la capital quindiana, junto con el Apolo, el Colombia, el Izcande, el Tigreros, el Yanuba y el Yuldana impulsaron el Séptimo Arte como una ventana para conocer el mundo, hallar universos fantásticos, desvelar misteriosos asesinatos, sobrevivir a guerras espaciales o sentir el terror de un exorcismo. 
 

Ubicación del otrora Teatro Yanuba (Ver en otra pestaña)

 


El Teatro Yanuba, localizado en la carrera 15 con calle 20. 


Fue una época dorada, cuando la sala oscura se convirtió en cómplice de enamorados, en punto de encuentro de familias enteras que descubrieron, gracias a las matinés de los domingos, que el tiempo es relativo, y que el propio espectador es uno antes de ingresar y otro después de salir de cada función. “Muchas parejas encontraron allí su felicidad porque el cine empezó a ser parte de la vida social, a partir de mediados del siglo XX”, acota el investigador.

Antes del auge de la televisión, cuando las comunicaciones a larga distancia en tiempo real hacían parte de la ciencia ficción de la pantalla grande, los teatros se posicionaron como los epicentros culturales de la ciudad, incluso en las fechas más inesperadas.

En cada Semana Santa, por ejemplo, los padres llevaban a sus hijos a conocer la pasión de Cristo y otras historias de la biblia. Era un plan obligatorio, que permitió disfrutar de las grandes producciones de Hollywood como Los Diez Mandamientos, Jesús de Nazareth o Ben Hur. Tiempo después los canales nacionales se encargaron de perpetuar la tradición. 

Pero aquella época dorada llegó a su fin cuando el precio del dólar subió, pues no era rentable traer películas. El valor de las boletas se incrementó y la gente dejó la ida a cine para el fin de semana

El Bolívar, localizado en la carrera 13 con 21, el Yanuba con su encantador pasaje, y el Yuldana en la carrera 14 con calle 18 fueron de los pocos que soportaron la crisis en primera instancia. Gracias a la pasión de personas como Duván Rojas Cuartas, quien empezó como taquillero en el Bolívar y fue propietario de las salas más importantes de la ciudad o Jaír Gutiérrez que resistió como dueño del Yanuba por muchos años. 
 

Ubicación del otrora Teatro Yuldana, actualmente el Centro Comercial Yuldana (Ver en otra pestaña)

 


Antiguo teatro Yuldana, carrera 14 con calle 18.


Hoy, estas tres salas se conservan entre los armenios como el recuerdo de las graduaciones de los colegios, los reinados de belleza y conciertos de grandes músicos, nacionales e internacionales. Desde que desaparecieron, el Bolívar tras el sismo del 99; el Yuldana tras la llegada de los grandes centros comerciales en 2004 y el Yanuba tras la conflagración de 2008, solo queda una rara melancolía por aquellas costumbres que ya no volverán.
 

Ubicación del otrora Teatro Bolívar (Ver en otra pestaña)



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

logo-copy-cronica
© todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net