Al descubierto / SEPTIEMBRE 18 DE 2022 / 2 semanas antes

Marta Bernal y Jaime Lopera, el matrimonio que ‘culpó’ a la vaca

Autor : Alejandra Ovalle

Marta Bernal y Jaime Lopera, el matrimonio que ‘culpó’ a la vaca

También se han dedicado a la escritura sobre temas históricos del Quindío y la exitosa saga.

Marta Inés Bernal Trujillo y Jaime Lopera Gutiérrez los últimos 20 años se han dedicado a escribir la saga de La culpa es de la vaca, trabajo que entre el año 2000 y el 2013 publicaron con la editorial Intermedio y a partir del 2015 con Planeta.

Bernal Trujillo nació en Medellín. Es trabajadora social, especialista en gerencia de recursos humanos. Su trayectoria laboral estuvo ligada al entrenamiento de grupos. Fue subdirectora nacional del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar. Como gerente de recursos humanos trabajó en Concasa, Colmena y en Computec. Hizo parte de la Corporación Antioquia Presente durante el proceso de reconstrucción posterior al terremoto de 1999 en La Tebaida.

Lopera Gutiérrez nació en Calarcá. Ha sido escritor, periodista y consultor en desarrollo organizacional. Además, ha desempeñado altos cargos públicos. Destacó como presidente de la Academia de Historia del Quindío, fue director de esta casa periodística. A finales de agosto pasado fue exaltado con la gran cruz extraordinaria por su trayectoria.

Ellos se conocieron en Bogotá. Llevaban una vida paralela, ambos se desempeñaban como conferencistas y consultores gerenciales. Se casaron en 1988. El pasado 16 de septiembre llegaron a 34 años de casados. En 1999, se vinieron a vivir al Quindío. La carta García fue el primer libro que publicaron en el año 2000.

 “En la editorial se sorprendieron del éxito de este libro porque era una compilación de anécdotas y fábulas empresariales que le sirvieron mucho a los gerentes y jefes de ventas. Eso se empezó a vender como pan caliente siendo bastantes sencillos. Después siguieron El pez grande se come al lento y El lado humano del conflicto”.

Posteriormente, les pidieron un libro del mismo formato con parábolas y anécdotas que tuviesen contenido ético. “Nos dedicamos a buscar historias que cumplieran con ese concepto y que fuesen de fácil lectura. Ahí salió La culpa es de la vaca, publicado en 2002”.

De esa manera siguieron trabajando otros temas hasta llegar a los 11 libros con los que cuentan en la actualidad, incluyendo una versión para niños y distintas traducciones.

En la actualidad se describen como pensionados y escritores. “yo le ayudo con corrección de estilo, pero no soy tan productiva como él. Recién terminó un libro sobre la historia completa del Quindío desde la conquista hasta ahora. Se llama Leer al Quindío, guía para forasteros. La idea es que, a través de pequeñas lecturas, un forastero conozca la historia del departamento. Ese trabajo le tomó 3 años”, contó Marta Inés.

Hablemos sobre los 11 libros que escribieron juntos. ¿Cómo se concibió la idea de la primera obra?

Un presidente de una entidad del Estado nos llamó para pedirnos un seminario para 100 personas. Nosotros les dijimos que era muy complejo, pero nos dimos a la tarea. Decidimos buscar historias relacionadas con 10 temas gerenciales para que por grupos lo discutieran.

Al final de la jornada, se tenía panorama sobre la empresa, un diagnóstico organizacional. Así, de manera mágica la gente empezó a hablar sobre lo que sucedía en la empresa. Nosotros no lo creíamos, entonces nos dimos cuenta del poder de la anécdota, la fábula y la parábola como instrumento de reflexión.

Cuando llegamos a la casa, Jaime dijo que hiciéramos un libro con esto y empezamos ese proyecto. Cada año nos pedían otro librito.

Después de este recorrido por sus libros, ¿qué significa para ustedes lograr más de 508.000 ejemplares vendidos?

La culpa es de la vaca resultó siendo un eslogan. A nosotros nos parece que sin darnos cuenta tocamos muchos corazones con esos libros. La magia de una anécdota o fábula es que son como una pequeña película. Pueden ser muy pertinentes, son recursos pedagógicos que se quedan sembrados en las almas.



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net