Judicial / NOVIEMBRE 30 DE 2021 / 1 mes antes

Comenzó el juicio contra la segunda implicada en el asesinato de Betty Vallejo

Autor : David Salazar

Comenzó el juicio contra la segunda implicada en el asesinato de Betty Vallejo

Maricela Ruiz Marín, procesada.

La Fiscalía tercera especializada llamó a estrados a Claudia Milena Cubides Vallejo para que diera a conocer su versión sobre la desaparición de su mamá.

El juez único especializado del circuito de conocimiento de Armenia dio inicio ayer al juicio contra Maricela Ruiz Marín, investigada por el homicidio de Betty Vallejo Reyes.

La Fiscalía tercera especializada llamó a estrados a Claudia Milena Cubides Vallejo para que diera a conocer su versión sobre la desaparición de su mamá.

La ciudadana relató el inicio de la búsqueda después del 8 de septiembre de 2020 al no saber nada del paradero de doña Betty y al ver la actitud sospechosa de las inquilinas de la casa.

“La última vez que hablé con mi mamá fue un día antes de su desaparición, le dije que salía de trabajar y que antes de irme para mi casa iba a hacer unas diligencias en el centro de Armenia; ella me dijo que no hablara por teléfono a la par de conducir y yo le respondí que tranquila, que llevaba el manoslibres”, expresó.

Ese 7 de septiembre no pudieron verse y al siguiente día, al pasar las horas y al notar que su ser querido no le respondía los mensajes de WhatsApp, decidió avisarle a su hermana y a su abuela, quien era vecina de su señora madre.

Cubides Vallejo recibió una llamada que la alertó y fue la de su hermana que le expresó que su madre no aparecía.

Claudia Milena se fue en compañía de sus familiares a la casa de su progenitora y le preguntó a Rosalba Marín Montes —la confesa asesina— sobre el paradero de Betty a lo que ella respondió que el día anterior les había comunicado que había decidido irse y que le regalaba unos artículos de su vivienda.

“Para mí fue muy sospechoso ir a la casa de mi mamá y ver que la ollita que ella usaba para hacer café estaba montada, además del alto grado de asepsia que tenía la vivienda, algo que logré identificar porque he trabajado con el área de la salud”, manifestó la mujer.

Sus dudas se incrementaron al saber que su padre ingresó hasta la vivienda de las inquilinas y observó varios de los implementos de cocina que le pertenecían a doña Betty y la respuesta de Rosalba fue que ella se los había regalado.

Una siguiente manifestación de la hoy condenada por este crimen, Rosalba Marín, tratando de encubrir, era que ella no tenía nada que ver y que su suerte era muy mala porque en Bogotá también se habían ido porque le daban a cuidar a una bebé por un “miserable pago” y que a la menor de edad “se la habían robado porque la madre debía a muchos prestamistas”.

Por último, Claudia Milena aseguró que no podía desmentir o corroborar la presencia de Maricela Ruiz Marín en el momento que ella estuvo preguntando por su mamá en la vivienda ubicada en el barrio Los Quindos, de Armenia.  



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net