Editorial / SEPTIEMBRE 12 DE 2021

Compromiso de todos

Esta semana Empresas Públicas de Armenia pondrá en marcha el primero de cinco contenedores soterrados de basura.  

Compromiso de todos

Los soterrados de basura son un moderno sistema de recepción de residuos, ubicado por debajo del nivel de la vía pública, y que pretende contrarrestar algunos focos o puntos críticos de basuras ocasionados por el mal comportamiento de los ciudadanos y la falta de amor que expresan a la ciudad por sus equivocadas conductas. Los puntos permiten clasificar la basura no reutilizable y la que sí lo es, depende de todos que esta nueva herramienta cumpla con el beneficio anunciado por EPA. 

En la plaza Bolívar, alrededores de la alcaldía de Armenia, parque Sucre, barrio Laureles y el paradero con espacio público del barrio Los Naranjos, estarán ubicados los nuevos contenedores soterrados de basuras, para cuya puesta en funcionamiento fue necesario invertir $635 millones. El aporte es a la seguridad de los operarios de aseo, pero, sobre todo, el mantenimiento limpio de estas zonas públicas constituye la principal ventaja de esta alternativa de recolección de residuos sólidos. 

Adicionalmente, EPA viene instalando contenedores plásticos con capacidad de almacenamiento de basuras desde 770 litros hasta 1.100 litros. En total se ubicarán 200 contenedores de estas características en barrios de la ciudad. Esto sumado a los tradicionales basureritos, mal usados por la mayoría de los ciudadanos, para contener basura de mano o residuos pequeños y no grandes bolsas de desechos que los dañan e incluso invitan a los demás a volver la ubicación del basurerito en un punto general de disposición de basuras. No hay excusas, ya la empresa de todos hizo la tarea, el resto le corresponde a los armenios porque la obligación de mantener la ciudad limpia es de todos. 

En varias notas editoriales e informes periodísticos de este matutino se ha reconocido el papel de EPA. Los horarios de recolección de basuras fueron ampliados; la flota de vehículos recolectores se ha modernizado y nunca faltan los siempre serviciales escobitas caminando de sur a norte, de oriente a occidente, los siete días de la semana, todo el año, la ciudad para dejarla limpia; pero persisten los puntos críticos por el mal comportamiento de cientos de personas caracterizadas por siempre estar dispuestas a reclamar sus derechos, pero renuentes a cumplir con sus deberes.  

Basta caminar el centro de la ciudad para confirmar, por ejemplo, la poca colaboración de muchos comerciantes que terminan pagándole monedas a habitantes de calle que no tienen ningún reparo en tirar la basura en cualquier lugar. Minutos después de pasar el carro recolector residentes y comerciantes resuelven sacar la basura, aunque a veces hacen lo contrario: sacan la basura con varias horas e incluso el día anterior al marcado como usual para la recolección y entonces perros callejeros, habitantes en situación de calle e incluso la lluvia ocasiona que el contenido de las bolsas quede esparcido sobre el andén atrayendo plagas y generando nauseabundos olores. 

El comparendo ambiental tampoco parece ser la solución. Poco se imponen y entonces esa sanción, a la luz del Código de Policía, que parecía iba a ayudar a contrarrestar la incultura ciudadana, tampoco ha contribuido como se esperaba. La única y verdadera solución está en ese amor que los armenios deben tener por su ciudad para que se puedan sentir dignos de habitar la capital quindiana y exigir que sea un mejor vividero. Pero, el amor también parece que se hubiera acabado, los adultos no dan ejemplo y tiran chicles y basuras en cualquier punto de la ciudad delante de los menores de edad que son en quienes está la esperanza de tener una mejor ciudad.

NOTICIAS RELACIONADAS


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by:Rhiss.net