l
Opinión / FEBRERO 14 DE 2023

Antes de Colombia

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

Estudioso desde la primera hora Carl Henrik Langebaek ha escrito un valioso trabajo científico (1) que abre una ventana a nuestro pasado remoto, cuando los primeros humanos llegaron al territorio que hoy conocemos como Colombia. Según sus propias palabras, el estudio del pasado indígena ofrece la maravillosa oportunidad de conocer un mundo distinto al nuestro, uno en el cual nuestros valores y forma de comprender el mundo no funciona, ni son necesariamente relevantes. No se trata de añorar buenos tiempos que no fueron nuestros, imaginando un nuevo mundo poblado por ángeles, pero, al menos, sí de aceptar que no estaba poblado por demonios (…) ( Pág. 414).
 

Arqueólogo, descendiente de un danés que llegó a nuestras tierras a conocer y aportar ciencia, despliega sus saberes y su investigación exhaustiva sobre el medio ambiente tropical, los primeros pobladores, orígenes de la diversidad, caza y recolección, cazadores, clima y mega fauna, agricultura, transformaciones, en general las primeras aldeas, el tema de las migraciones y la enfermedad. Sobre el valor científico de este libro, bien lo dice el editor: “(…) ofrece una visión crítica y amplia sobre la historia de las comunidades indígenas y sobre nuestra propia sociedad. En esta apasionante expedición a las culturas originarias, desmitifica ideas preconcebidas, y de la mano de los más importantes hallazgos arqueológicos en suelo colombiano, hace luminosas inferencias sobre lo que sucedió en este lugar del mundo antes de la llegada de los españoles”.

Un voluminoso estudio que reúne gráficas, dibujos e innumerables enseñanzas pedagógicas, constituyéndose en un material de obligada lectura para científicos, estudiosos, teóricos y estudiantes de ciencias y de historia; recomiendo su lectura y estudio con especial consideración, por su inmenso valor teórico, además por los indudables méritos arqueológicos de su autor, bogotano antropólogo de la Universidad de los Andes, profesor y brillante escritor. Una obra esplendorosa que deja muy en alto la investigación colombiana.
***

Clínica de la Sagrada Familia.

Por razones personales permanecí varios días en la CSF y pude constar su magnífico estado actual, la calidad de sus servicios, el progreso científico y tecnológico que ha alcanzado, y la calidad de sus atenciones. Desde el servicio de urgencias, hasta los diferentes niveles, la Clínica se luce por su atención esmerada y permanente, con un personal de científicos, médicos, paramédicos, auxiliares y personal administrativo de enorme capacidad y gentileza. Contrario a lo que a veces se escucha en la calle sobre el servicio, debo ser fiel a mi percepción y no puedo menos que expresar mi emoción, alegría y agradecimiento por los servicios recibidos. A su presidente, Doctor Mauricio Osorio, a su gerente, a especialistas, médicos, jefes y demás personal, mil gracias, Dios les pague.

Álvaro Plaza.

Con dolor registro la partida del buen amigo, gran profesional y señor a carta cabal. Álvaro se destacó como el gran señor que fue, ciudadano sin tacha, profesional de luces y amigo incondicional. A su familia expreso mi solidaridad  personal y los amigos del Tenis del Campestre, abrazo fraterno.
1) Langebaek, Carl Henrik.2022. Antes de Colombia, los primeros 14.000 años. Random House. 437 páginas.
 


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by:Rhiss.net