Opinión / ABRIL 02 DE 2021

Infraestructura y democracia

Las opiniones expresadas por los columnistas son de su total y absoluta responsabilidad personal, no compromete la línea editorial ni periodística de LA CRÓNICA S. A. S.

Colombia es un país privilegiado por su ubicación geográfica, por sus potenciales que tiene en recursos naturales, agricultura, industria, educación, gente inteligente y entusiasta. Podríamos decir que Colombia tiene todo para salir adelante, sin embargo, aún falta un trecho largo por recorrer en infraestructura. Se ha avanzado mucho en el rezago que teníamos de más de medio siglo en vías, aeropuertos, puertos marítimos y fluviales, vías férreas, etc.  
 
 
Les recomiendo leer la columna de Juan Martín Caicedo Ferrer, presidente ejecutivo de la Cámara Colombiana de la Infraestructura, en El Tiempo del 22 de marzo 2021 titulada La revolución debe continuar, él se refiere acertadamente a la necesidad de hacer que la revolución en infraestructura nunca se detenga.  
 
 
Nuestra topografía es montañosa, con 3 cordilleras que hacen de la movilidad un reto importante, pero con la tecnología y todos los adelantos en ingeniería, se está avanzando en hacer el país cada vez más competitivo. Un país con buenas autopistas se proyecta a grandes cosas y se hace atractivo para los inversionistas extranjeros. Igualmente se hace atractivo cuando cuenta con una estabilidad política, una democracia, una libertad de prensa, una justicia imparcial y que sea efectiva. Por eso cobra una importancia significativa lo que pase con las elecciones de congreso y presidencia del 2022. Desde ya se están preparando los diferentes sectores políticos para iniciar campañas, ojalá todo apunte a que queden los mejores y que la democracia continúe, pues un giro hacia el socialismo o comunismo sería desastroso. Venezuela es nuestro mejor ejemplo de lo que no se debe hacer aquí en Colombia.  
 
 
Algo interesante de la democracia es que todos podemos participar, inclusive los que piensan diferente. Esto es libertad. Para derrotar la pobreza la solución no es el comunismo, eso ya está demostrado desde hace mucho tiempo. Ahí está el ejemplo de lo sucedido en la Segunda Guerra Mundial (1939-1945) cuando Hitler trató de llevar a Alemania al socialismo y además dominar a toda Europa con estas ideas. Afortunadamente aparecieron los Aliados, quienes unidos lograron derrotarlo y preservar la democracia para bien de la humanidad. El general Dwight Eisenhower, de Estados Unidos, comandante de las tropas aliadas en Europa, cuando regresó victorioso de haber logrado preservar la democracia para el mundo libre, fue elegido presidente de EE. UU. y también reelegido para un 2 periodo. El “Interstate Highway System” de la primera potencia del mundo lleva su nombre pues fue él quien inició estas obras de gran magnitud en 1956 y su argumento fue que el país necesitaba unas grandes autopistas en caso de una evacuación y las maniobras militares en un potencial ataque enemigo durante la Guerra Fría. Además de esta idea estratégica para la seguridad nacional, se logró impulsar el desarrollo y la riqueza de esta potencia ejemplo para el mundo.  


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by:Rhiss.net