l
Editorial / DICIEMBRE 06 DE 2023

El sentir de los armenios 

La gestión pública debe priorizar áreas críticas como la salud, la pobreza, el empleo y la educación.  
 

El sentir de los armenios 

La reciente encuesta de percepción ciudadana de Armenia Cómo Vamos revela un panorama diverso y complejo. Aunque la mayoría de los armenios se siente satisfecha con el avance de la capital quindiana, es innegable que existen desafíos significativos que exigen la atención del nuevo alcalde, James Padilla García.    

Este llamado a la acción no es solo una expresión de inquietud, sino una oportunidad para transformar el sentimiento de la población en estrategias concretas para el próximo plan de desarrollo.  

La encuesta, dirigida por el programa Armenia Cómo Vamos bajo la dirección de Uriel Orjuela, proporciona una radiografía detallada de las opiniones y preocupaciones de los ciudadanos. La primera pregunta sobre si las cosas van por buen camino revela una división significativa, con un 67.8 % expresando descontento. Aunque el 62.5 % se siente orgulloso de la ciudad, es crucial abordar las percepciones negativas y convertirlas en oportunidades para el cambio.  

En términos económicos, la encuesta destaca una división similar. Mientras que un 31.2 % percibe mejoras, un 31.3 % considera que la situación ha empeorado. La disparidad se refleja también en la percepción sobre el empleo, donde el 57.3 % cree que es muy difícil encontrar trabajo. Estas cifras subrayan la necesidad urgente de estrategias efectivas para estimular el crecimiento económico y la generación de empleo.  

En el ámbito educativo y de salud, los armenios muestran satisfacción, especialmente en la educación preescolar y la salud mental. Sin embargo, es fundamental abordar las preocupaciones sobre la utilidad percibida de la educación universitaria y la percepción de la situación económica para el próximo año.  

En términos de seguridad, la encuesta revela inquietudes sobre la drogadicción, los atracos callejeros y el tráfico de sustancias estupefacientes. Es, quizás, el apartado más inquietante. El 57.3 % se siente satisfecho con la seguridad en el barrio, pero cree que es esencial abordar estos problemas de manera proactiva para garantizar un entorno seguro y tranquilo para todos.  

La participación ciudadana, un pilar fundamental de la democracia, también presenta desafíos urgentes. El 65.3 % no ha participado en ninguna organización, y es imperativo comprender las razones detrás de esta aparente falta de interés para fomentar una participación más activa de la comunidad en la toma de decisiones.    

Desde la movilidad hasta el medio ambiente, cada aspecto medido en la encuesta ofrece oportunidades para la mejora. El llamado a la acción es claro: el nuevo alcalde tiene la responsabilidad de escuchar atentamente a los ciudadanos, entender sus preocupaciones y convertir este sentimiento en un plan de desarrollo integral.  

La gestión pública debe priorizar áreas críticas como la salud, la pobreza, el empleo y la educación, según la percepción de la ciudadanía. La imagen favorable de entidades como la Empresa de Energía del Quindío y de Empresas Públicas de Armenia sugiere que la colaboración público-privada puede ser clave para el éxito.  

El director del programa Armenia Cómo Vamos, Uriel Orjuela Ospina, y el actual alcalde José Manuel Ríos Morales reconocen la consistencia de los informes y los desafíos identificados. Ahora, la atención se centra en la acción concreta para abordar estas preocupaciones y construir un futuro más próspero para todos.  

El camino hacia el desarrollo sostenible comienza escuchando a la comunidad y trabajando juntos para superar los desafíos. El nuevo alcalde tiene la oportunidad de marcar la diferencia y dejar un legado positivo para las generaciones futuras. La transformación comienza ahora, y la colaboración entre la administración y la ciudadanía es la clave para lograr una Armenia más fuerte y vibrante.  
 

NOTICIAS RELACIONADAS


COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by:Rhiss.net