Local / DICIEMBRE 01 DE 2022 / 1 mes antes

Este año, 'La funeraria del pueblo' ha prestado 150 servicios exequiales

Autor : Mayra Alejandra Ovalle Peñuela

Este año, 'La funeraria del pueblo' ha prestado 150 servicios exequiales

Para el 2023 dispondrá de un presupuesto de $100 millones.

Mediante este proyecto buscan apoyar a las familias vulnerables con servicios exequiales y acompañamiento sicológico.

En lo que va del 2022, la Funeraria del Pueblo, un programa coordinado por la secretaría de Desarrollo Social de Armenia, ha prestado 150 servicios exequiales a personas de comunidades vulnerables que han cumplido con los requisitos específicos para acceder al programa. De esta manera, se han ejecutado un total de $220 millones. 

La Funeraria del Pueblo busca acompañar a los ciudadanos más vulnerables en Armenia, quienes no cuentan con recursos económicos para brindarles la última despedida a sus seres queridos. 

Al respecto, Jenny Gómez Betancourth, secretaria de Desarrollo Social, señaló: “Este proyecto garantiza el servicio a las personas que no cuentan con dinero para hacer procesos de entierro o cremación a sus familiares. Este beneficio es un espacio que se les ofrece a una población que está determinada en el decreto 52 de 2021, que establece quiénes son los que pueden acceder al recurso”.

Lea: A los niños de comunidades vulnerables de Armenia se les adelantó la Navidad
 

Servicios y requisitos

Este servicio fue exigido por el decreto 1333 de 1986 que ordenó a los concejos municipales cumplir con un presupuesto de gastos para inhumación de cadáveres de personas pobres de solemnidad que incluya caja mortuoria

Por lo anterior, se expidió el decreto 152 de 2021 que reglamenta la prestación de servicios exequiales para la población vulnerable en Armenia, en este se especifican las características que deben cumplirse para acceder a él: personas que pertenezcan a la clasificación: grupo A —pobreza extrema—, grupo B —pobreza moderada—, grupo C —vulnerable, población en riesgo de caer en pobreza—.

Los beneficiarios también deben hacer parte de población en el Sisbén de Armenia con clasificación de letras A y B; víctimas del conflicto armado; habitantes de calle, cadáveres no identificados e identificados no reclamados; indígenas del municipio; bebés o nonatos cuyos padres cumplan con los criterios mencionados.

Este servicio abarca el ataúd, preparación del cadáver, servicio en sala de velación, transporte desde la sala al lugar de la ceremonia religiosa —dependiendo del credo de cada familia— y de allí al cementerio, comprendiendo la inhumación o cremación. Los documentos generales para acceder al servicio funerario también se hicieron explícitos en este decreto: cédula de ciudadanía del fallecido, certificado de defunción, licencia de inhumación, solicitud del servicio por escrito, entre otros.

“Brindamos acompañamiento para velación, cremación con el objeto de dar fin a ese proceso. De igual forma, tenemos el servicio sicológico para situaciones en las que el doliente así lo requiera. Tenemos todo un acompañamiento para la situación del duelo. Muchas personas vienen a pedir nuestra ayuda, también incluimos a víctimas e indígenas. A los venezolanos no podemos ofrecerles este servicio porque el decreto no lo establece”, dijo la secretaria Gómez Betancourth.

Asimismo, explicó cómo está funcionando en la actualidad este proyecto: “Intentamos brindar siempre el acompañamiento a quienes se acercan a la secretaría, la funeraria fue un proceso muy bonito que se desarrolló y que quisimos ampliar su vigencia. Teníamos una sala de velación que era un arrendamiento del municipio y un carro deteriorado también del municipio, el año pasado lo que decidimos —para mejorar en términos de calidad y brindar un buen servicio— fue publicar una convocatoria en el Secop para que todas las funerarias que trabajen en el municipio pudieran participar. Un operador fue quien obtuvo el contrato y es quien está a cargo de prestar todos los servicios funerarios”.
 

Presupuesto

Para este 2022 se han realizado 3 contratos: 2 de mínima cuantía por $50 millones cada uno y uno por $100 millones al que se le tramitó una adición de $20 millones para un total de $220 millones, presupuesto que ha permitido garantizar la prestación del servicio. “Hemos prestado el servicio a unas 150 personas en Armenia. De llegar a necesitar más presupuesto, en este momento contamos con un recurso planeado por si nos toca una vigencia futura. En este momento estamos bien, estamos cumpliendo”, explicó la secretaria de Desarrollo Social.

Para el 2023, proyectan $100 millones y dependiendo de las necesidades que surjan se determinarán las adiciones.



COMENTA ESTE ARTÍCULO

En cronicadelquindio.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces, si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador.

copy
© todos los derechos reservados
Powered by: Rhiss.net